jueves, 12 de agosto de 2010

ERMITA DE LA VIRGEN DEL CARMEN DE LEDESMA

Cándido Rodríguez Pinilla, el poeta de Ledesma, era ciego.

Allá, al otro lado del rio me venera mi patrona, la Virgen del Carmen, cobijada en un pequeño retablo barroco de mediados del S. XVII, sola y en silencio en la pequeña ermita de planta rectangular de mediados del siglo XVI, tiene un arco renacentista con su portal de columnas herrerianas. En el lateral izquierdo se puede ver una poesia del poeta ledesmino Cándido Rodriguez Pinilla.

1 comentario:

  1. Un comentario, solo una sucesión de palabras para recordarme Ledesma. Hastío, belleza descomponiendose ante la indiferencia de muchos de sus vecinos. Tan vieja, tan bella, tan noble. Ay! que buen vasallo... como este blog; regalo para ledesminos y anclado tambien a la indiferencia. Pena.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...